TOMAS NOCTURNAS: TODO LO QUE NECESITAS SABER

Blog: la importancia de las TOMAS NOCTURNAS

Afrontar las tomas nocturnas en la lactancia materna constituye una de las principales preocupaciones de las madres cuando llegan a casa con su bebé y más aún si eres primeriza. No sabes muy bien cuál es el mejor lugar para hacerlo y ni siquiera tienes la certeza de si serás capaz de mantenerte despierta cada vez que te pida teta.

La lactancia materna es sin duda uno de los momentos más mágicos entre una madre y su bebé. A nadie le cabe la menor duda que el amamantamiento es la mejor manera de alimentar a tu bebé. La leche materna le proporciona todos los nutrientes que necesita.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), el Ministerio de Sanidad y la Asociación Española de Pediatría recomiendan la lactancia materna exclusiva, a demanda, durante los seis primeros meses, y a partir de ese momento, se recomienda continuar con la lactancia materna al menos hasta los dos años, complementada con otros alimentos.

Entre los beneficios de la leche materna no sólo está que es el alimento más completo, sino que además fortalece el sistema inmunológico del bebé, y la lactancia natural constituye una práctica esencial que refuerza la conexión entre madre e hijo favoreciendo los vínculos entre ambos. Así que, sobra decir que algo tan importante para la vida de tu bebé requiere de tiempo y paciencia para que ambos podáis adaptaros lo mejor posible. Pero ¿qué pasa con las tomas de noche? Pues que ahora toca cambiar a Morfeo por la teta. El cansancio empieza a hacer mella en ti y ya no sabes cómo disimular esas ojeras que te hacen parecer más panda que humana. Así que vamos a intentar despejar algunas dudas sobre las tomas nocturnas, ver sus beneficios y contarte algunos trucos.

Cita: "Para tener una lactancia prolongada es importante mantener las tomas nocturnas"

Beneficios de las tomas nocturnas

  1. Los expertos recomiendan que la lactancia materna sea exclusiva y a demanda durante los seis primeros meses, por lo que no debemos restringir los horarios. Las tomas de noche son tan importantes y necesarias como las de día. El ritmo lo marca tu bebé, que pedirá teta siempre que tenga hambre. En los primeros meses, el bebé suele pedir de mamar entre una y cinco veces durante la noche y, poco a poco, ambos lograréis adaptaros a esta situación.
  2. Las tomas nocturnas favorecen el éxito de la lactancia exclusiva. Los niveles de prolactina, la hormona que estimula la producción de leche materna, aumentan por la noche, tal y como se explica en el ‘Manual de Lactancia Materna: de la teoría a la práctica’ de la Asociación Española de Pediatría. Por eso, cuando se quiere tener una lactancia prolongada es importante mantener el amamantamiento nocturno.
  3. Además, la prolactina tiene una importante función tranquilizadora que favorece el sueño, por lo que te ayudará a tener una mayor sensación de serenidad y te ayudará a relajarte.
  4. Recomiendan que durante la fase de calibración, en aquellos casos en los que el bebé haga pausas largas durante la noche, la mamá deberá estimularle ofreciéndole el pecho. Las tomas nocturnas ayudan a prevenir las obstrucciones mamarias y las mastitis que pueden aparecer por intervalos demasiado largos en las tomas. En algunos casos, se recomienda la extracción de la leche con el fin de drenar el pecho y mantener la producción.
  5. El pecho constituye un elemento tranquilizador para el bebé en los casos en los que se despierta y la causa no es el hambre. En el contacto piel con piel se estrechan los lazos afectivos entre ambos y disminuye el ambiente de estrés,tanto para el bebé como para la madre.
Cita: "Las tomas de noche son tan importantes y necesarias como las de día"

Dormir junto a tu bebé

Muchas madres que optan por la lactancia natural se decantan por dormir junto a su bebé. Esta práctica, conocida como ‘colecho’, te permite mayor comodidad. Al tener al bebé al lado no es necesario levantarte para darle de mamar. Además, tardarás menos tiempo en escuchar su llanto cuando te reclame y así evitarás que se desvele por completo.

No obstante, la opción de compartir cama con tu bebé es una decisión particular y muy personal. Uno de sus grandes beneficios es que favorece la sincronización del ritmo del sueño de la madre y el bebé. Tu bebé se duerme al pecho y tú vuelves a coger el sueño rápidamente. Lo mejor es que le hagas caso a tu instinto.

En caso de que así lo decidas, deberás tomar algunas precauciones como por ejemplo, estar alerta ante el mínimo signo de hambre de tu bebé para que no llore demasiado, se tranquilice cuánto antes y pueda retomar el sueño. Además, deberás seguir algunas recomendaciones, como tener una cama amplia con un colchón cómodo y evitar edredones y ropa de cama pesada.

Algunos consejos

  1. No enciendas demasiado las luces y evita cambiarle el pañal, a menos que sea realmente necesario.
  2. Al final de la toma, pon a dormir a tu bebé sin acunarle y sin cantarle nanas, así se acostumbrará a retomar el sueño sin estímulos externos.
  3. No sirve de nada intentar saltarte las tomas de la noche, es tu bebé el que marca el ritmo. A medida que vaya creciendo, irá espaciando los tiempos entre toma y toma.

No podemos evitar que tengas que despertarte cada pocas horas para dar de mamar a tu bebé, pero sí podemos hacer que esas largas y agotadoras noches sean más fáciles, cómodas y llevaderas para ti y para tu bebé.

Da igual si eres de pijama o de camisón, tenemos una amplia gama de prendas de lactancia que te harán la vida más fácil durante esas largas noches de tomas nocturnas.

VER TODOS LOS PIJAMAS Y CAMISONES

Pijamas y camisones

Pijama de Lactancia

38.00 

Pijamas y camisones

Pijama Loreto

38.00 
-43%

Pijamas y camisones

Pijama Samira

Valorado en 5.00 de 5
35.00  20.00 

Pijamas y camisones

Pijama Delia

38.00 

Pijamas y camisones

Camisón Vices

26.50 

Pijamas y camisones

Camisón Úrsula

26.50 
-52%

Pijamas y camisones

Camisón Vuelos

Valorado en 5.00 de 5
25.00  12.00 
-32%

Pijamas y camisones

Camisón de Verano Azul

Valorado en 5.00 de 5
25.00  17.50 

Fuentes consultadas:

www.maternidadcontinuum.com

www.mibebeyyo.com

www.consumer.es

KIT BÁSICO DE LACTANCIA: MIS IMPRESCINDIBLES QUE NO DEBEN FALTAR EN ESTA ETAPA

Blog: imprescindibles para la LACTANCIA MATERNA

Antes de ser madre una no puede imaginarse la de horas que se van a pasar dando el pecho, nadie te lo cuenta.

Siempre se habla de la importancia de la lactancia para el bebé, pero no te haces  la idea del tiempo que vas a emplear ni de lo que necesitas, ni de los dolores de espalda que van a venir si no te cuidas, por eso yo quiero contarte que cosas me han ayudado a mí y que son importantes para nosotras.

Y me dirá alguna que sólo se requiere “amor y paciencia”… Pues sí, estos dos son fundamentales, pero después de ser madre dos veces también te puedo decir que hay algunas “cosillas” que si no son absolutamente imprescindibles, te hacen la lactancia más fácil y cómoda, y nos lo merecemos, después de llevar un embarazo y los meses que nos quedan por delante de dedicación plena a nuestro bebé.

Te voy a contar qué considero yo imprescindible, mi lista no va de más a menos, porque la última es una de las básicas, y no he pensado en ella hasta el momento en el que casi había acabado mi post.

Lugar cómodo y sillón reclinable

Buscar un rincón de la casa tranquilo y poco transitado es fundamental, crearlo si no existe. Las largas horas de lactancia pueden dejarte la espalda hecha polvo, yo conseguí un sillón con reposapiés extraíble y respaldo reclinable de segunda mano, comodísimo, y me adormecía a la par que mi bebita cada vez que podía…¡cada minuto de sueño cuenta!

Cojín de lactancia

Al nacer son tan pequeños que estaréis más cómodos los dos con un cojín de media luna para poner sobre tu regazo, así no se te duerman los brazos. Están especialmente diseñados para ello y los hay de muchos colores y estampados diferentes. Presta atención a que la funda sea lavable, pues se ensucia a menudo.

Sujetador lactancia

¡Importantísimo poder sacar la teta sin bajarte los tirantes o desabrocharlo cada vez! Además son cómodos y sujetan a la perfección.

Discos lactancia

Discos de lactancia de algodón orgánico

Discos de lactancia

A no ser que tengas todo un set de varios sujetadores de lactancia que puedas lavar a diario y reemplazar, vas a necesitar unos discos de lactancia para las subidas de leche, que al principio es casi cada hora…hasta que los tuve tenía que cambiarme a menudo de ropa porque incluso la leche traspasaba el sujetador. Una amiga me regaló unos de tela lavables, con dos pares me apañé.

Ropa de lactancia

¡Cómo no iba a recomendarla! Sobre todo si es invierno, no hay cosa peor que quedarse con los riñones al aire, con el pecho y la barriga al descubierto, seguramente no habías pensado en la de ropa que no vas a poder ponerte porque no puedes acceder al pecho fácilmente, por ejemplo la mayoría de los vestidos, ¡no te vas a remangar en público! Por eso se me ocurrió hacer ropa de lactancia, para poder seguir llevando lo que me gustaba, hace ocho años apenas había y era de un estilo nada acorde al mío.

Crema lanolina

Si no has tenido un buen agarre al principio y te han salido grietas, este tipo de crema ayuda a cicatrizar antes, no te quita los dolores pero se acelera el proceso, y la verdad, es tan doloroso que se agradece. Por suerte con mi segundo hijo no sucedió, pero con la primogénita las dos primeras semanas fueron un horror.

Sacaleches

Tanto si tienes poca leche como si tienes mucha, es bastante posible que necesites un sacaleches, en el primer caso para incrementar tu producción y en el segundo para ir guardando y aliviarte, y más si después de las 16 semanas reglamentarias no te queda más remedio que incorporarte al trabajo. Por favor, que sea eléctrico, manual acabarás dejándolo en un rincón como hice yo con el primero que tuve, harta de bombear a mano para obtener escasos resultados.

Y ahora viene el más importante de todos:

Botella de agua

¡Que no te falte nunca! Lo primero que sucede según se enganchan a la teta es que te entra una sed de esas insaciables, y te acabas de sentar y acomodar. ¿Dónde está la botella de agua?

Yo me dejaba una siempre en el sillón, no vale llevársela a otro sitio que después seguro que se te olvida…

Estos objetos materiales han hecho mi lactancia mucho más agradable y cómoda, espero que a ti también, y no olvides decirnos si hay algún otro que para ti haya sido importante, estamos deseando leerte y compartirte.

BENEFICIOS DE LA LACTANCIA MATERNA

Blog: beneficios de la LACTANCIA MATERNA

Los  lactantes alimentados con leche materna contraen menos enfermedades y están mejor nutridos que los que reciben otros alimentos con biberón. La alimentación exclusiva con leche materna de todos los bebés durante los seis primeros meses de vida permitiría evitar alrededor de un millón y medio de muertes infantiles cada año y la salud y el desarrollo de otros varios millones mejoraría considerablemente.

La alimentación con sucedáneos de la leche materna, como las preparaciones para lactantes o la leche de animales, es una amenaza para la salud del recién nacido. Esto es particularmente grave si los padres carecen de medios para comprar la cantidad suficiente de sucedáneos, que suelen ser bastante caros, o no disponen siempre de agua limpia para diluirlos.

Casi todas las madres pueden amamantar. Aquellas que no confían en su propia capacidad para amamantar a sus hijos necesitan recibir el aliento y el apoyo práctico del padre de la criatura y sus familiares, amigos y parientes. Los agentes de salud, los grupos de mujeres, los medios de comunicación y las empresas pueden ofrecer también su apoyo.

Todas las personas deben recibir información sobre los beneficios del amamantamiento y es la obligación de todos los gobiernos proporcionar esta información.

La leche materna es un regalo para toda la vida de tu bebe y tiene grandes beneficios para la madre.

  1. La leche materna es por sí sola el mejor alimento y la mejor bebida que puede darse a un bebé menor de seis meses de edad. Este no precisará ningún otro alimento ni bebida, ni siquiera agua, durante este período. 
  2. Existe la posibilidad de que las madres infectadas con el VIH/SIDA transmitan la enfermedad a sus hijos al amamantarlos. Las mujeres infectadas, o que sospechen la posibilidad de estar infectadas, deben consultar a un agente capacitado de la salud para que les someta a una prueba y les ofrezca orientación y consejo sobre cómo reducir el riesgo de infectar al recién nacido. 
  3. Los recién nacidos deben estar cerca de sus madres y conviene iniciar la lactancia materna una hora después del parto.
  4. La producción de leche aumenta con la frecuencia del amamantamiento. Casi todas las madres pueden amamantar a sus bebés. 
  5. La lactancia materna contribuye a proteger a los bebés y niños pequeños contra algunas enfermedades peligrosas. También ayuda a crear un vínculo especial entre la madre y el hijo.
  6. La alimentación con biberón puede causar enfermedades graves o la muerte. Si una mujer no puede amamantar a su hijo, el lactante debe recibir leche materna o un sucedáneo de la leche materna en una taza limpia. 
  7. A partir de los seis meses de edad, aproximadamente, el niño debe empezar a recibir una variedad de alimentos complementarios, pero la lactancia materna debe continuar hasta bien entrado el segundo año de vida y prolongarse si es posible. 
  8. Una mujer que trabaje fuera del hogar puede seguir amamantando a su hijo si lo hace con la mayor frecuencia posible cuando está con el lactante.
  9. La lactancia ofrece a la madre una protección del 98% frente al embarazo durante los seis meses siguientes al parto, a condición de que la madre no haya empezado a menstruar de nuevo, de que el bebé mame a menudo tanto de día como durante la noche, y de que el bebé no reciba regularmente otros alimentos y bebidas, o un chupete. 

Fuente: Unicef