¿CUÁNDO DEJO DE DARLE EL PECHO A MI BEBÉ?

“¿Todavía le das el pecho?”, “ya tiene edad para tomar leche de verdad” o “¿para qué le das la teta?… ya solo debes tener agua”. A menudo escuchamos comentarios como éstos. A veces hacen que nos sintamos orgullosas de criar a nuestro bebé como nos plazca pero otras nos hacen cuestionar si lo estamos haciendo bien.

Si te preguntas hasta cuándo debes darle el pecho a tu bebé, la respuesta es clara: hasta que tú y tu bebé queráis. La leche materna no pierde ninguna de sus propiedades nutricionales, no tiene ninguna contraindicación y sí muchos beneficios para los dos. Las principales asociaciones científicas nacionales e internacionales como por ejemplo la OMS, UNICEF o la Asociación Española de Pediatría recomiendan la lactancia materna exclusiva y a demanda hasta los 6 meses y después complementarla con otros alimentos al menos hasta los dos años o más y en ningún caso se habla de una edad límite para dar la teta. 

La leche materna no pierde ninguna de sus propiedades nutricionales, no tiene ninguna contraindicación y sí muchos beneficios para los dos.

Ni criamos niños más dependientes, ni la calidad de nuestra leche disminuye, ni estamos favoreciendo que rechacen otros alimentos… parece que más bien se trata de una cuestión social. Molesta más ver cómo una madre amamanta a su bebé que otro tipo de imágenes en una marquesina de autobús.

Cuando amamantamos a nuestro bebé no sólo le estamos dando el alimento más completo con más de 3 millones de células inmunitarias sino que además la leche materna sirve para dar respuesta a otras demandas afectivas y emocionales.

"Recomiendan la lactancia materna exclusiva y a demanda hasta los 6 meses y después complementarla con otros alimentos al menos hasta los dos años o más y en ningún caso se habla de una edad límite para dar la teta".

Es un elemento vital que refuerza los vínculos afectivos con nuestro bebé y además es un maravilloso bálsamo conocido desde hace siglos y que han continuado empleando las generaciones pasadas. Está demostrado que la  leche materna favorece el crecimiento protegido, inteligente, despierto y lleno de vida.

Los beneficios de la leche materna en niños de más de un año

Amamantar durante años a un bebé es algo que siempre han tenido claro nuestros antepasados. A lo largo de los tiempos y en la mayoría de países del mundo la lactancia materna se extendía hasta los dos o tres años y es a principios del siglo XX cuando en los países industrializados se extiende el destete prematuro tras la aparición de los sucedáneos de la leche materna.

Además quizá conviene recordar que la Asociación Española de Pediatría explica en uno de sus informes publicado en 2015 que “desde el punto de vista evolutivo, la lactancia materna es una clave fundamental en el desarrollo de nuestra especie. Su interrelación con la fertilidad de las mujeres y con la supervivencia de los niños hacen de la lactancia un elemento de estudio primordial en la historia del género humano. Diversos trabajos en paleofisiología y antropología establecen que la edad del destete espontáneo en Homo sapiens sapiens ocurre entre los 2,5 y los 7 años”.

“Está comprobado que los bebés mayores de un año que toman teta obtienen un tercio de las calorías y proteínas diarias que necesitan a través de su madre así como una gran cantidad de vitaminas y minerales”.

Y es que los beneficios de dar el pecho a nuestro bebé son muchos. A continuación detallamos algunos de ellos:

La leche materna no pierde sus propiedades con el tiempo  

Desde luego que no pierde sus propiedades. Lo único que ocurre es que a partir del primer año la cantidad de grasa de la leche materna aumenta en relación a los primeros meses por lo que es un alimento más completo y nutritivo para un bebé de mayor edad que la leche de fórmula o la de vaca. Está comprobado que los bebés mayores de un año que toman teta obtienen un tercio de las calorías y proteínas diarias que necesitan a través de su madre, así como una gran cantidad de vitaminas y minerales.

Menor incidencia de infecciones

Otro de los beneficios de dar leche materna a los bebés de más de un año es que disfrutan de sus beneficios inmunológicos por lo que existe una menor incidencia de infecciones con respecto a los bebés de su misma edad que no toman pecho. Los beneficios de la leche materna no solo se notan durante la lactancia sino también a largo plazo. Se ha observado una menor incidencia de diversos tipos de cáncer y de enfermedades metabólicas y autoinmunes en niños que han disfrutado de más tiempo y en exclusiva de la leche materna, así como un mayor desarrollo intelectual.

Mayor desarrollo emocional y psicológico

Los expertos hablan incluso de que cuanto más se prolonga la lactancia existe una mejor relación con los padres en la adolescencia e incluso una mejor salud mental en la vida adulta.

Beneficios para la madre

La lactancia también tiene ventajas para las mamás que optan por prolongarla ya que existe un menor riesgo de padecer algunas enfermedades como diabetes tipo 2, cáncer de mama o de ovario, hipertensión e infarto de miocardio.

Como ves todo son ventajas y no existe ningún tipo de contraindicación para dar el pecho a niños de más de dos años. ¿Hasta cuándo puedes hacerlo? Hasta que tú y tu bebé así lo decidáis. Cuando sientas que ha llegado el momento de retirar la teta lo mejor es que lo hagas de forma gradual y recuerda que con la leche materna no sólo le estás alimentando. Le estás tranquilizando, le estás queriendo, le estás mimando… así que tendrás que tener otras alternativas para no romper el fuerte vínculo que se establece mientras le das el pecho.

Valóranos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Create a new list